jueves - 15 abril - 2021
Inicio Local Elaboran ositos con prendas de ausentes. Dan fortaleza para encarar una pérdida...

Elaboran ositos con prendas de ausentes. Dan fortaleza para encarar una pérdida – Noticias Locales, Policiacas, sobre México y el Mundo | El Sol de San Luis


En medio de una tragedia Martha Briones González de 39 años de edad, encontraría en la confección de osos de peluche, un espacio de resiliencia y calma. Tras la muerte de su hija Miriam, de su madre Josefina y su abuela Ángela a causa del temible Covid-19, esta artista de la costura empezaría a crear recuerdos únicos cargados de la esencia de aquellos seres queridos que se adelantaron en el camino.

“Ositos para el corazón” es un proyecto creado desde la empatía, en el cual Martha diseña y elabora peluches con prendas de personas fallecidas por Covid-19, para así brindar un poco de consuelo a los familiares que enfrentan el duelo y ausencia de un ser amado.

“Mi abuela, mi madre y mi hija me las arrebató el Covid-19; todas ellas fallecieron en menos de dos meses en el 2020 (septiembre y octubre), hace cinco meses. Ha sido un golpe muy duro en nuestras vidas como familia. Ellas son el principal motivo de que hoy confeccione ositos, quiero brindar un poco de sosiego a quien trata de superar la muerte de un ser querido debido al Coronavirus”.

Martha realizaría su primer peluche entre lágrimas y el tormento de no saberse más cerca de su querida hija Miriam. No obstante encontraría motivación en su única nieta, una pequeña de dos años que hoy hace frente a la dolorosa muerte de su madre.

Esta compleja situación haría que esta trabajadora y jefa del hogar, dispusiera su tiempo y todo su conocimiento, para concebir entre el punteo de una máquina y el hilo que atraviesa la tela, una pieza repleta de la personalidad de su hija fallecida.

“Mi primer oso creado fue para mi nieta. Lo realicé para que ella no sintiera la lejanía de su mami, que la percibiera cercana, con ella en todo momento. Mi yerno, me trajo una caja repleta de la ropa de mi hija, tomé la primer prenda que vi y me puse a coser. Después de varias pruebas el resultado me gustó. El peluche se lo entregué a mi nieta, de inmediato abrazó el osito y se quedó dormida, ahí supe que había sentido la presencia de su mami en el peluche”.

Fue entonces que Martha se preguntó si elaborar más de estas piezas, le ayudarían a encontrar un poco del alivio emocional que necesitaba para poder sobrellevar este trance familiar tan complicado.

“Entonces me puse a la disposición de mi clientela. Creamos una página en redes sociales y de inmediato me llegaron encargos. Más del 80 % de las personas que buscan mis servicios, son familiares de personas fallecidas por Sars-Cov-2. Elaborar osos de peluches ha sido también mi terapia, una manera de mantenerme ocupada, porque una persona no podría soportar tanto dolor al saber que casi toda su familia ha muerto por este virus”, recalcó.

Confeccionar cada oso de peluche, conlleva para Martha sobrellevar una “nueva pérdida”, es conocer una nueva historia de dolor que atraviesa otra familia que como ella, hacen frente a la muerte de un ser querido en medio de esta crisis pandémica.

“Siempre es difícil. He conocido infinidad de Historias. He visto el dolor de muchas personas, que buscan en un peluche el consuelo que tanto necesitan para no extrañar tanto a su familiar fallecido”.

“Me han traído prendas de matrimonios que fallecieron de Covid-19, de mujeres jóvenes a punto de dar a luz y que perdieron la batalla contra el coronavirus, personal de salud que ya no salió del covitario, que enfermó y falleció por las mismas razones. Todas, historias que me han trastocado, porque yo también perdí todo por este virus”.

Un total de cuatro horas son las que necesita esta maestra de las manualidades para hacer y terminar un “Osito para el corazón”, “la verdad es que me la paso todo el día en mi taller, es mi terapia, es el lugar donde puedo sopesar tanto dolor. Cada oso lo elaboro en un poco más de cuatro horas. Las prendas que más me traen para hacer los osos, son playeras y camisas, pero también me han traído vestidos de novia, trajes, uniformes, hasta mandiles”.

En cada diseño Martha juega con los estampados de la ropa, las composiciones de color, el estilo de oso y de manera muy personalizada, también les borda alguna frase que logre disipar un poco el dolor que atraviesa la persona dueña del peluche.

“Estoy contigo, siempre a tu lado, no me olvides y juntos para siempre”, son algunas de las frases que se leen en las “patitas” de cada peluche que elabora. “Mis clientes son los que me piden que les borde las frases, para que les ayude a superar la pérdida de su ser querido. No es fácil, pero sé que estos ositos les dan mucha fortaleza para encarar el dolor de una pérdida”.

Muchas de las personas que han adquirido este tipo de peluches, le han hecho saber a Martha que gracias a su trabajo se han sentido aún más cerca de su familiar y el dolor es menos intenso, pues les acompaña un osito en todo momento.

“Se duermen con ellos, los ponen en todos los rincones de su hogar e incluso se los llevan hasta su trabajo. Yo los entiendo, ahora tengo tres ositos que me acompañan en mi taller, que me recuerdan por qué seguir adelante y no decaer, por qué debo mantenerme fuerte, por qué debo seguir haciendo esto”.

Un “Osito para el Corazón” puede llegar a costar 500 pesos, son piezas que están totalmente articuladas, es decir, se pueden sentar y parar, incluso jugar con ellos. Tienen una altura de más de 60 centímetros y la hechura de cada pieza es completamente profesional, cada encargo puede variar según el gusto y petición del cliente.

Por último, Martha entre lágrimas agradeció a cada una de las personas que se han contactado con ella para elaborar estos recuerdos tan peculiares, pues sabe que así se mantiene cercana a su madre y abuela, pero sobre todo a su hija quien siempre estuvo orgullosa de cada paso que dio como madre para salir adelante.

“Sé que me están viendo y ellas saben que son mi motor para seguir adelante. En cada cliente me veo a mi misma, somos personas que esta pandemia nos quitó lo más importante, a nuestra familia. Cada oso está cargado de amor y de la fortaleza que necesitamos para combatir el desconsuelo que ocasionó el fallecimiento de un familiar. Son un pedacito de recuerdo de aquellos que amamos y ya no están”, finalizó.



Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisment -

Most Popular

Recent Comments